<

Prensa digital, noticias de españa y noticias del mundo Prensa digital, noticias de españa y noticias del mundo

Rajoy niega haber ordenado ni conocido la operación Kitchen

Negó haber conocido nunca la existencia de la operación Kitchen, cree en la inocencia de Fernández Díaz y se desmarca totalmente de Villarejo

Política - Justicia 14/12/2021 Hugo RG Hugo RG
rajoy
Rajoy niega haber ordenado ni conocido la operación Kitchen

¿Quieres publicar artículos?, envía el material junto con tus datos a [email protected]  ¡Participa! 

El expresidente del Gobierno y del PP Mariano Rajoy negó este lunes de forma tajante haber “conocido nunca la existencia” de la denominada ‘operación Kitchen’ y defendió que no ha dado “ninguna instrucción de algo que evidentemente no conocía”. Igualmente, aprovechó para desvincularse totalmente del comisario José Manuel Villarejo, al asegurar que “jamás” ha hablado con él “ni directa ni indirectamente”.

Rajoy, quien llegó al Congreso acompañado por la portavoz del PP en el Congreso, Cuca Gamarra, y por otros diputados de eta formación como Guillermo Mariscal, Ana Pastor o Jaime de Olano, se enfrentó en primer lugar a un tenso cara a cara parlamentario con el portavoz del PSOE, Felipe Sicilia, hasta el punto de que tuvo que intervenir en varias ocasiones la presidenta de la comisión, Isaura Leal.

No conozco a Villarejo

El exjefe del Ejecutivo garantizó en sede parlamentaria que “nunca” se ha visto ni ha hablado con Villarejo. Así de tajante respondió en su comparecencia en la comisión de investigación de la Cámara Baja sobre la ‘operación Kitchen’, en la que aseveró en varias ocasiones que tampoco se intercambió mensaje alguno con él.

“No conozco a Villarejo, ni me consta haberlo visto en sitio alguno. No hablé con él nunca, no me consta que me haya mandado ningún mensaje”, sentenció el exlíder del PP, que compareció por primera vez en el Congreso de los Diputados desde su salida del Palacio de La Moncloa.

Incidió así en el mensaje de que no conocía a Villarejo y, por tanto, tampoco le encargó “absolutamente nada” durante su mandato. “Lo que me sorprende es el afán que tienen ustedes de utilizar al señor Villarejo como argumento de autoridad salvo que lo que diga les afecte o les perjudique”, manifestó.

Rajoy, quien pidió retirarse la mascarilla durante su comparecencia en esta comisión que investiga en el Congreso el presunto espionaje extrajudicial al extesorero del PP Luis Bárcenas, también aseveró que no tuyo conversaciones sobre la actuación de Villarejo con la que fue su ‘número dos’ en el partido, la exsecretaria general de los populares María Dolores de Cospedal.

‘CAJA B’

Además, relató cómo el extesorero del PP “fue condenado en varias ocasiones por los tribunales”, pero defendió que “no hay ningún tribunal que haya afirmado la existencia de la ‘caja B’ del PP, sino que el tesorero de nuestro partido en un determinado momento pagó con dinero b unas cantidades para una obra que se hizo en la sede del PP” y por lo cual su partido fue “condenado solamente como partícipe a título lucrativo”.

Dicho esto, el que fuera jefe del Ejecutivo recordó que esta figura jurídica “exige” que el condenado “desconozca absolutamente ese hecho por el cual ha sido condenado”. Preguntado entonces si no sabía que había una financiación paralela o ‘caja b’ en el PP, replicó que “efectivamente”. “Ni tuve conocimiento ni ningún tribunal lo ha dicho”, repitió.

“El señor Bárcenas y el señor Villarejo tienen problemas serios con los tribunales y entonces se defienden como estiman oportuno y conveniente” utilizando “el derecho a mentir” para decir “lo que quieren”, recalcó el que fuera presidente del Gobierno de 2011 a 2018 quitándoles toda credibilidad.

Durante una comparecencia de dos horas y media, también apuntó que tiene “magnífica” opinión sobre Jorge Fernández Díaz, que fue ministro del Interior, del que cree en su inocencia. A preguntas del portavoz del PSOE, Rajoy trasladó que “no” le veía capaz de cometer delitos de prevaricación, malversación descubrimiento y revelación de secretos que es por los que está imputado.

Tras ratificar que “sí” cree en la inocencia del exministro, el expresidente del Gobierno y del PP indicó que no piensa que Fernández Díaz “haya montado ningún dispositivo, porque no hay ninguna sentencia de ningún tribunal que así lo haya dicho”. En la misma línea, al ser preguntado por el portavoz del PSOE por la opinión que tiene sobre el que fuera secretario de Estado de Seguridad con Fernández Díaz, Francisco Martínez, señaló que “magnífica también”.

“CAUSA GENERAL CONTRA EL PP”

En su turno, la portavoz del PP en el Congreso de los Diputados tomó la palabra para dejar claro que su formación “nunca” ha creído en esta comisión de investigación parlamentaria y para llamar a la reflexión sobre la utilidad de las acusaciones particulares. “Su presencia obedece sin más al ánimo del espectáculo” en “este nuevo capítulo de causa general contra el PP”, dijo Gamarra a Rajoy, oponiéndose frontalmente a lo que catalogó de intento de “juicio sumarísimo”.

Gamarra siguió dirigiéndose a Rajoy para decirle que lamenta que él, que “ha presidido el Gobierno de forma tan eficaz, honesta e intachable”, tenga que comparecer ante una comisión en la que los grupos “ya tenían escritas” las conclusiones. Además, exigió a los grupos que “dejen de hablar genéricamente del PP” cuando quieran dirigir sus críticas “a alguna persona en concreto”, ya que este partido lo conforman “cintos de miles de afiliados a los que injurian, ofenden y calumnian”.

Posteriormente, en respuesta a la portavoz de Vox en esta comisión, Macarena Olona, Rajoy aseguró que “nunca” conoció “la existencia” de la ‘operación Kitchen’. “Por tanto, no he dado ninguna instrucción de algo que evidentemente no conocía”, indicó Rajoy. “No sé lo que buscaban, francamente no lo sé. Lo desconozco absolutamente y yo desde luego no buscaba absolutamente nada” porque “me era exactamente igual lo que pudieran decir de mí el señor Bárcenas o el señor Villarejo”, apostilló.

“Yo no tengo conciencia de esta operación. Nadie me ha comentado esta operación”, aseveró en otras ocasiones Rajoy en respuesta a los representantes de los grupos parlamentarios, a quienes recordó que él no ha sido “condenado ni juzgado en 40 años” de vida pública y que, además, tampoco ha tenido abogado ni se ha planteado poner ninguna querella porque no ha puesto ninguna “a nadie” en su vida.

“ENCANTADO”

Al preguntarle Sofía Castañón, de Unidas Podemos, cómo está en estos momentos, Rajoy respondió que se encuentra “muy bien, encantado”. “Eso sí, la echo un poco de menos pero por lo demás estoy muy bien”, dijo en su habitual tono. “Procuro cumplir con mis obligaciones”, comentó sobre su papel en esta comparecencia, aunque admitió que “preferiría estar tomando un café”.

Dicho esto, Rajoy admitió que su relación con Bárcenas desde que se inició la investigación judicial ha sido “mala, como es evidente”. En todo caso, negó que hubiera “preocupación” en el PP por las pruebas que el extesorero pudiera presentar y lo que eso implicase para el partido. “Al final, la Justicia ha puesto las cosas en su sitio”, remarcó.

Se refirió así a que “al final a varios partidos políticos que estaban de acusación popular” en el juicio de la ‘caja b’ “les hicieron pagar las costas”. “Preocupación por el señor Bárcenas tampoco la había. Cada uno tiene que asumir sus responsabilidades ante la Justicia”, trasladó, antes de negar que las anotaciones contables que han aparecido en los ‘papeles de Bárcenas’ a nombre de M. Rajoy se correspondan con pagos que él hubiera recibido del extesorero.

También en su careo con la dirigente de Unidas Podemos, Rajoy aseguró que de él se ha dicho de “todo”, por lo que el hecho de que le digan “el barbas” o “el asturiano” no le genera “ningún problema”. “Como si dicen el chino, me es igual”. Bromeó, en todo caso, con que lo de asturiano “igual viene” de que él vivió en Oviedo.

LIBRO DE RAJOY

De ‘Política para adultos’, el último libro escrito por Rajoy, también se habló en varias ocasiones en esta comparecencia, hasta el punto de que el expresidente prometió regalar su libro al portavoz de ERC, Gabriel Rufián, después de que éste le hiciese entrega de una pila de hojas con el preámbulo de la sentencia de la Audiencia Nacional que, según enfatizó el republicano, “reafirma” la existencia de “una estructura contable paralela a la oficial” en el PP.

Todo ello tuvo lugar después de que Rufián preguntase a Rajoy si sigue manteniendo que no existe ninguna sentencia que declare la ‘caja b’ del PP, si realmente no supo de la existencia de Villarejo o cómo es posible que no supiera “nunca nada” de la actuación del Ministerio del Interior “para destruir pruebas” en contra del PP.

“Usted da por hecho que el Ministerio del Interior estaba realizando operaciones o tomando decisiones para destruir pruebas. Eso es absolutamente falso. ¿Tiene usted alguna prueba?”, planteó Rajoy a Rufián, ante quien se quejó de que lo único que hiciera en su intervención fuese “insultar”, demostrar que “el Estado de derecho le trae sin cuidado” y hacer “el ridículo”.

Rajoy volvió a hablar de su libro al contestar a Josep Pagès y Massó (de Junts) y explicarle que uno de sus capítulos habla de los juicios paralelos y del honor de los inocentes. “Recoge Algo que es ciertamente temible, que son 120 portadas de un diario nacional en el periodo de tres años sobre Francisco Camps, que luego resulta que salió absuelto de todas las acusaciones que le hicieron”, destacó.

Del mismo modo, Rajoy ratificó ante el portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal, que no está a favor de la acusación popular, como recoge en su último libre. “Perdone que me autocite”, indicó, y subrayó de nuevo ante este parlamentario que “el juicio de la ‘caja b’ terminó con una condena al antiguo tesorero del PP por pagar a una empresa en dinero negro pero no dijo en absoluto ni dijo ninguna otra sentencia que hubiera en el PP una ‘caja b’”.

Como colofón, al responder al dirigente de EH Bildu Jon Iñarritu, Rajoy pidió a los diputados que de cara a futuro “no obliguen a la gente a demostrar su inocencia y sobre todo no lo hagan desde un Parlamento, que es uno de los grandes poderes del Estado”. Se quejó así de que “aquí mucha gente ha venido a plasmar sus prejuicios y a acusar y lo han hecho con medias verdades o medias mentiras” y sostuvo que “un diputado debiera hacer un esfuerzo para defender los derechos de los demás porque, si no, pocos lo van a hacer”.

Te puede interesar

Únete a la COMUNIDAD de usuarios del grupo GLOBATIUM para redactores, fotógrafos, periodismo ciudadano, etc...

Intercambiar, aprender y abrir nuestras posibilidades de expresión y participación.

Lo más visto

Boletín Globatium

Sigue nuestras noticias desde tu correo todos los lunes y jueves