¿ Nos salva la cultura ?

Opinión 16 de noviembre de 2019 Por
Si quienes dirigen este mundo hacia su ocaso fuesen unos incultos, unos  iletrados o unos disminuidos psíquicos, el desastre global tendría una explicación. Pero no es el caso ni de lejos
Fuehrer-234x300

logoglo19R150Si quieres publicar artículos, fotografías o vídeos, envía el material junto con tus datos a [email protected], el material será moderado y si está todo correcto publicado.

Golpe de Estado en Bolivia, rebelión popular en Chile, conflicto en Cataluña, manifestaciones internacionales todos los viernes en defensa del clima….Todo a la vez. No hay más que mirar cualquier día los periódicos o los noticiarios de TV para saber que por doquier imperan la violencia, el descontento, la intolerancia, las enfermedades, el hambre, las injusticias, la explotación y humillación de los más débiles y desprotegidos.

Conflictos por motivos raciales, económicos, sociales, personales, religiosos, nacionalistas y otros se prodigan sin fin .Y el caso es que  conocemos a los  principales responsables: los ricos, el alto clero, los dueños de las grandes firmas industriales y comerciales y no por último los cabezas de lista del mundo financiero. No son responsables por ser ricos o por tener poder de distintas clases,  sino por no repartir su riqueza y empobrecer, atontar y someter a los pueblos privándoles de su propio poder. A todos ellos les sirve el coro de leguleyos, escritorzuelos, periodistuchos, cátedros afines, científicos mercenarios y cómo no, politicastros ultras. La función de todo ese coro no es otra que servir de soporte legal, cultural, educativo, económico religioso y policiaco-militar si conviene. Naturalmente,  unos y otros se creen a sí mismos hombres y mujeres “de bien”. Si eso fuera verdad, ay, nuestro Planeta no estaría en emergencia climática y en emergencia social con caída libre  a un enorme agujero negro colectivo  compuesto de crisis interminables y fantasmas fascistas esgrimiendo el pasado como solución al presente. Esto nos lleva a preguntar en voz alta: ¿Nos salva la cultura de la barbarie?

La cultura no nos salva de la barbarie.

Si quienes dirigen este mundo hacia su ocaso fuesen unos incultos, unos  iletrados o unos disminuidos psíquicos, el desastre global tendría una explicación. Pero no es el caso ni de lejos. Los que toman las grandes decisiones, ya sea en lo energético, político, social, económico, religioso, o militar, por ejemplo, suelen haber pasado muchas horas en las aulas. Muchos son brillantes titulados poseedores de una amplia cultura académica, vasto conocimiento de los asuntos públicos y una buena capacidad de relación social y liderazgo. ¿Entonces?... ¿Por qué estas estupendas cualidades en vez de ser puestas al servicio de la evolución y de los  pueblos lo hacen  al servicio de minorías encumbradas que desean la involución y actúan contra los pueblos, la naturaleza y el mundo animal? Naturalmente, las razones suelen ser siempre las mismas: afán de lucro y deseo de reconocimiento social.  Convirtiéndose en serviles, en codiciosos  y en dominadores de los demás al servicio de su patrón,  malogran su propia formación cultural. Y lo que es peor: malogran sus propias conciencias. Esto les afecta a ellos en todo caso, pero sus acciones y engaños  dañan a grandes mayorías que se dejan llevar, engañados y convertidos en cómplices que no cuestionan a quienes admiran, mienten y explotan. Por eso son tan fáciles de conducir a las guerras y a la identificación con los intereses de los poderosos. Con sesiones de patriotería programada  y trucos de manipulación psicológica a través de los medios, pueden cambiar sus sentimientos en la dirección que convenga a sus mentores públicos. Así puede explicarse por qué un pobre o un trabajador vota fascismo o apoya golpes de Estado o represión como en Bolivia, antes en Chile o en España, etc.

En las guerras internas del continente africano, como en Ruanda, Irak, o Libia, las gentes se matan con el mismo odio que en las guerras nacionalistas de los Balcanes, de los judíos contra el pueblo palestino, o en Ucrania. Pero hay diferencias: los guerreros africanos pisaron poco las escuelas mientras los guerreros europeos- lo mismo que los judíos- estuvieron mucho tiempo en ellas.  Y no es necesario recordar  la sangrienta historia de Europa en el siglo XX, donde los ciudadanos recibían una educación pública obligatoria desde hacía muchísimos años.

Lo expuesto nos muestra que a pesar de la cultura, los hombres- seducidos por los poderosos-  se odian y se matan. Una vez más se evidencia que cultura o la ciencia no sirven al progreso de la humanidad, sino todo lo contrario, ya que  al faltar el elemento esencial “consciencia, se facilita el enorme grado de manipulación mental y degeneración de  las conciencias en personas obligadas a llevar uniforme que llegan a  matarse sin tener ningún problema entre ellas, sino simplemente por obediencia y credibilidad a los mismos que les explotan, engañan y manejan para sus sucios intereses egoístas hasta tal  punto que comercian con la muerte ajena mientras destruyen la vida en el Planeta y obstaculizan a los que poseen una consciencia superior.

No existe en el mundo animal especie alguna que destruya su propio hábitat. Da qué pensar acerca de la inteligencia de la  especie humana el ver  cómo la usa sin distinción de grados de cultura.La cultura no nos salva de la Barbarie.El intelecto está sobrevalorado. Justo al revés que el corazón. necesitamos otra clase de educación que equilibre los dos hemisferios cerebrales y ambos con la naturaleza, con nuestros semejantes y con nuestro Creador.

 

Boletín Globatium

Globatium ha concluido su proceso de cambio a un sistema periodístico profesional. muchas gracias a todos por su paciencia.

Invitamos a todos nuestros lectores a suscribirse en nuestro boletín de noticias. El que necesite información sobre nuestro funcionamiento, puede escribirnos abajo en "contacto".

Estamos muy ilusionados con esta nueva plataforma que nos garantiza una velocidad increíble, esto lanzará nuestro proyecto. Por otra parte hemos simplificado muchas cosas que harán de globatium un medio muy eficaz. Bueno amigos seguimos trabajando, un cálido abrazo a todos los que nos han acompañado hasta aquí.

HEMEROTECA GLOBATIUM 

Archivo Web de GLOBATIUM